Teoría de las Ideas ( con textos de Platón )

Platón y la caverna

Platón y la caverna

 PLATÓN. VIDA Y OBRAS

Nacido en Atenas, en el año 427 a. C, en el seno de una familia ilustre de la aristocracia, emparentada con Solón, Critias y Cármides (famosos legisladores atenienses), en su juventud quiso dedicarse a la política y tuvo aspiraciones de poeta. Pero estas aspiraciones dejaron de serlo en el momento en que Platón conoce a Sócrates, y la condena a muerte de éste por los reinstauradores de la democracia después del gobierno de los Treinta Tiranos, así como las tropelías de éstos y la decepción que supuso la Guerra del Peloponeso, del mismo modo que la nefasta influencia de la segunda generación de los sofistas en la vida de los ciudadanos atenienses, sumieron a Platón en la más profunda de las decepciones. Por este motivo, Platón encaminó sus esfuerzos a pensar la

Las obras de Platón, tradicionalmente, se agrupan en las siguientes etapas:

-Los diálogos socráticos, en los que se considera que Platón refleja el pensamiento de su maestro Sócrates, y que suelen terminar sin dar una respuesta a la cuestión planteada al principio del diálogo (por ello también se denominan aporéticos). A este grupo pertenecen

-Los diálogos de transición, en los que Platón introduce problemáticas más propiamente suyas, y que agrupan obras como

-Los diálogos de madurez, donde se termina de desarrollar más extensamente las problemáticas anteriores, como ocurre en

.pólis, a reflexionar sobre lo que debería ser una pólis perfecta a través del papel relevante de la educación. Tras la muerte de Sócrates, Platón viajó a Egipto, Cirene, al sur de la península que hoy día es Italia y a Sicilia, a Siracusa, donde conoció a Dión, quien se convirtió en discípulo suyo y pretendió convencer a su cuñado Dionisio el Viejo, rey de Siracusa, de las bondades de los preceptos platónicos. Pero esto no resultó factible y Platón hubo de volver a Atenas, donde fundó la Academia, cerca del santuario del héroe Academos. Muchos años más tarde, Dión volvió a reclamarle para intentar poner en práctica de nuevo los ideales platónicos en la figura de su sobrino Dionisio el Joven. Este segundo intento acabó peor que el primero: Dión fue desterrado, Platón retenido en la isla. Volverá una tercera vez a Siracusa, presionado por su amigo Dión y por el propio Dionisio, aunque es otra vez hecho prisionero. Dión acabó poniendo fin al gobierno de Dionisio por la fuerza, y murió después asesinado como resultado de una conjura. Platón, tras estas aventuras que le hicieron confirmar sus pesimistas puntos de vista sobre la política, terminó sus días en Atenas, dedicado a la Academia, hacia el año 347 a. C.Apología de Sócrates, Laques, Cármides, Eutifrón, Lisis, Ión, Critón, Protágoras.Gorgias, Menón, Eutidemo, Hipias menor, Hipias mayor, Crátilo, Menexeno.Banquete, Fedón, República y Fedro.

-Los diálogos críticos, en los que Platón hace una revisión de sus planteamientos anteriores. Estos diálogos son:

El orden cronológico de los escritos platónicos ha constituido un debate continuo entre los expertos. La importancia de su determinación estriba en el hecho de que las

obra de Platón no son tratados sistemáticos, sino puntos de llegada provisionales, etapas en el desarrollo de las cuestiones que preocuparon a Platón.

Por otro lado, también es interesante señalar la forma dialogada de los escritos de Platón., que no es tampoco azarosa. Para nuestro filósofo, el diálogo es el medio óptimo para mostrar la esencia de la investigación filosófica: reproduce la lentitud y la fatiga del proceder del pensamiento, así como su carácter social. Pero, al mismo tiempo, es un homenaje al maestro Sócrates, el principal interlocutor de los diálogos platónicos, y que no dejó nada escrito, porque para él la filosofía estaba en el incesante preguntar y responder que supone el examen de uno mismo y el de los pensamientos de los demás. De este modo, podemos considerar que la reflexión de Platón es una interpretación de la personalidad filosófica de Sócrates.

Parménides, Teeteto, Sofista, Político, Filebo, Timeo, Critias, Leyes.

LA CARTA VII

<< (…) De esta suerte yo, que al principio estaba lleno de entusiasmo por dedicarme a la política, al volver mi atención a la vida pública y verla arrastrada en todas direcciones por toda clase de corrientes, terminé por verme atacado de vértigo, y si bien prescindí de reflexionar sobre la manera de poder introducir una mejora en ella, sí dejé, sin embargo, de esperar sucesivas oportunidades de intervenir activamente.

Y terminé por adquirir el convencimiento con respecto a todos los Estados actuales de que están, sin excepción, mal gobernados; en efecto, lo referente a su legislación no tiene remedio sin una extraordinaria reforma, acompañada además de suerte para implantarla.

Y me vi obligado a reconocer, en alabanza de la verdadera filosofía, que de ella depende el obtener una visión perfecta y total de lo que es justo, tanto en el terreno político como en el privado, y que no cesará en sus males el género humano hasta que los que son recta y verdaderamente filósofos ocupen los cargos públicos, o bien los que ejercen el poder en los Estados lleguen, por especial favor divino, a ser filósofos en el auténtico sentido de la palabra.>>

.

PLATÓN. CUESTIONES FUNDAMENTALES

A continuación, se desarrollan algunos puntos importantes de todos los que trató Platón en sus diálogos. Este desarrollo es sobre todo una reconstrucción a partir de sus textos, pues estas problemáticas que se presentan no fueron explicadas de manera sistemática, sino que aparecen tratados aquí y allá en los textos platónicos.

A)

Para Platón, el alma es inmortal (lo que quiere decir que no ha surgido en algún momento y que no perecerá). El alma está en el cuerpo de modo accidental y transitorio. El alma se divide a su vez en otras tres almas, o, lo que es lo mismo, tiene tres “funciones” o

B)

Según Platón, la realidad, lo que surge ante nosotros, lo que percibimos a través de los sentidos, es una “copia” de otra realidad diferente, las ideas, que son las esencias (

Las ideas constituyen el conocimiento superior y verdadero. Para Platón, igual que hay dos niveles del ser, también hay dos niveles de conocimiento, que se corresponden con esos dos niveles de ser: la

Además, el conocimiento de las esencias o ideas de las cosas se produce a través de la dialéctica, que constituye una especie de estrategia para desmontar concepciones contradictorias con el fin de hacer que la verdad emerja en el propio proceso del diálogo. La dialéctica es ese proceder que nos lleva hasta la idea en sí, hasta la cosa misma, la esencia que no se

No obstante, las ideas o esencias no son lo mismo que las cosas que vemos. ¿Cómo sabemos que uno y otro nivel del ser tienen relación? Para Platón, ésta fue una de las consecuencias indeseadas de su teoría, lo que le llevó a plantear soluciones según las cuales las cosas son una “copia” de las ideas, o bien, las cosas “participan” de las ideas. Ambas soluciones fueron criticadas y revisadas por el propio Platón en sus diálogos.

C)

Para Platón, las almas pertenecen a la esfera de las ideas, y las conocen antes de “caer” en los cuerpos. Así, las almas, una vez en el cuerpo, olvidan todo sus conocimientos, y el proceso de la educación no es más que un recordar lo que ya se sabía. En este sentido, la mayéutica de Sócrates, para Platón, es un camino de redescubrimiento de lo ya sabido, un medio de “parir” lo que el alma ya tiene “dentro” de sí misma. [Mito de Er de la

D)

Obviando los múltiples matices que contiene este concepto para los helenos, el

E)

Para Platón, el alma alcanza la armonía de sus “funciones” cuando es la “parte” racional la que guía a las otras. Del mismo modo, la armonía en la

Según nuestro filósofo, en cada hombre y mujer domina una parte del alma que se corresponde con una virtud determinada. Aquellos en los que la que guía es el alma concupiscente, la virtud que debe predominar es la

El equilibrio entre la

Para Platón, el gobierno perfecto es el del filósofo-rey, es decir, la monarquía, pues sólo el filósofo conoce las ideas, entre ellas, las ideas de Bien y Justicia, las ideas que fundamentan todas las demás. De acuerdo al planteamiento platónico, la oligarquía sería el siguiente gobierno en el orden de perfección, y en último lugar vendría la democracia, el más imperfecto de todos, pues de la democracia puede surgir la tiranía,

que es la antítesis de la monarquía y su degeneración. Asimismo, Platón contempla la timocracia como la forma de gobierno también imperfecta de la oligarquía.

En definitiva, con esta caracterización de la

F)

En el

.Concepción del alma o psyché. (Influencia de los pitagóricos)dínamei: la racional, la irascible y la concupiscible. La tarea del alma es purificarse; para ello, es necesario que el alma racional domine a las otras, y eso se consigue a través del conocimiento y el dominio del cuerpo [Mito del carro alado en el Fedro]. Las almas, en ese proceso de purificación, también atraviesan una serie de reencarnaciones hasta alcanzar el máximo de pureza.La llamada teoría de las ideas. (Influencia de Parménides y Heráclito)ousiai) de las cosas. En este aspecto, Platón distingue dos niveles de realidad, dos niveles de ser: el ser aparente (que es lo que vemos, tocamos, sentimos), que se rige por la ley del cambio, y el ser esencial, el de las ideas, que son inmutables y ajenas al cambio. Así, las ideas son aquello que sólo conoce el alma a través de su función racional o intelectual, y son algo así como “conceptos generales” que reúnen las características específicas para que algo sea lo que es [Mito de la caverna en la República].dóxa y la epistéme. A su vez, estos dos niveles se subdividen en cuatro: por un lado, la eikasía (imaginación) y la pístis (creencia), que son dos formas de la dóxa; por otro lado, la diánoia (pensamiento) y la noésis (inteligencia), dos formas de la epistéme [Símil de la línea en la República]. Las ideas son el objeto de conocimiento del nivel superior, la noésis. Sólo el filósofo, tras un arduo proceso de educación o paidéia (que incluye estudios como la gimnasia, la astronomía, la música y las matemáticas) puede alcanzar este conocimiento verdadero de las esencias de las cosas.ve con los sentidos pero sí con el intelecto. Éste es el movimiento ascendente de la dialéctica (hacia la cosa en sí); pero la dialéctica tiene otro movimiento de descenso, de las ideas o esencias hasta las cosas “aparentes”. Este recorrido es el que permite el conocimiento completo de lo que es.La llamada teoría de la reminiscencia.República]El eros.eros es la fuerza que empuja al conocimiento, al acercamiento a la idea y al abandono de lo que es mera apariencia. [Mito del nacimiento del amor en el Banquete]El alma y la pólis.pólis se consigue cuando existe un equilibrio entre los diferentes grupos de ciudadanos de la pólis.sophrosine o templanza (que también debe ser propia del resto de clases de ciudadanos). En los que la que guía es el alma irascible, debe predominar la andreia o valentía. Por último, en los que la que guía es el alma racional, predomina la virtud de la sophia o sabiduría. Los primeros son los productores o demiurgoi; los segundos, los guardianes o philakes; los terceros, los filósofos gobernantes o archontes.pólis se consigue si cada clase de ciudadanos se ocupa de aquello para lo que tiene virtud. Según Platón, todos los ciudadanos de una pólis deberían someterse a un proceso educativo que atravesase diferentes etapas. En este proceso cada hombre y mujer mostraría sus virtudes y capacidades; y dependiendo de ello pasaría a formar parte de un grupo u otro, y continuaría el proceso educativo o no. Los que llegan al conocimiento dialéctico son los únicos que pueden llamarse filósofos, y sólo de este grupo puede surgir el gobernante de la pólis. La clase de los filósofos conforma una comunidad donde no hay propiedad de bienes, no existen los matrimonios, y los hijos son responsabilidad de todos.pólis ideal, Platón intenta desarrollar una propuesta que se oponga a la pólis relativista propuesta por los sofistas convertidos en demagogos, o, lo que es lo mismo, en dominadores de la masa y no en promotores de la justicia y del bien.El Demiurgo.Timeo, diálogo de madurez, Platón retoma el tema que fue desarrollado por los filósofos anteriores a él: la reflexión sobre la physis. Según el planteamiento del Timeo, el mundo o cosmos es un producto del Demiurgo, un principio divino externo al cosmos y que lo produce de acuerdo al modelo de las ideas, que se encuentran en su interior. El cosmos es una especie de animal vivo, un organismo con sus propias leyes de cambio y transformación, cuyas características fundamentales son la proporción y la armonía. Ese orden armonioso que lo caracteriza es lo que le hace hermoso y bello, y, por el mismo motivo, perfecto y esférico. Esta armonía propia del cosmos, además, es la que debe imitar el alma de los hombres, y, por extensión, la pólis. Por otro lado, el Demiurgo es el generador de los dioses y de las almas, y los dioses son los encargados de hacer surgir a los hombres, a partir de las almas generadas por el Demiurgo.

TEXTOS

(1)

<<(…) Cuando uno se vale de la dialéctica para intentar dirigirse, con ayuda de la razón y sin intervención de ningún sentido, hacia lo que es cada cosa en sí, y cuando no desiste hasta alcanzar, con el solo auxilio de la inteligencia, lo que es el bien en sí, entonces llega ya al término mismo de lo inteligible, del mismo modo que aquél llegó entonces al de lo visible. (…) El método dialéctico es el único que, echando abajo las hipótesis, se encamina hacia el principio mismo, para pisar allí terreno firme.>> (

(2)<<[

-Ya lo veo-dijo.

-Pues bien, ve ahora, a lo largo de esa paredilla, unos hombres que transportan toda clase de objetos, cuya altura sobrepasa la de la pared, y estatuas de hombre o animales hechas de piedra y de madera y de toda clase de materias. Entre estos portadores habrá, como es natural, quienes vayan hablando y otros que estén callados.

-¡Qué extraña escena describes –dijo- y qué extraños prisioneros!

-Iguales que nosotros, porque en primer lugar ¿crees que los que están así han visto otra cosa de sí mismos o de sus compañeros sino las sombras proyectadas por el fuego sobre la pared de la caverna que está frente a ellos?

-¿Cómo, dijo, si durante toda su vida han sido obligados a mantener inmóviles las cabezas?

-¿Y de los objetos transportados? ¿No habrán visto lo mismo?

-¿Qué otra cosa van a ver?

-Y si pudiesen hablar los unos con los otros ¿no piensas que creerían estar refiriéndose a aquellas sombras que veían pasar ante ellos?

-Forzosamente.

-Y si la prisión tuviese un eco que viniese de la parte de enfrente ¿piensas que cada vez que hablara alguno de los que pasaban, creerían ello que lo que hablaba era otra cosa sino la sombra que veían pasar?

-No, por Zeus, dijo.

-Entonces no hay duda, dije yo, de que los tales no tendrán por real ninguna otra cosa más que la sombra de los objetos fabricados.>>

(Mito de la Caverna,

(3)<<Toma, pues, una línea que esté cortada en dos segmentos desiguales y vuelve a cortar cada uno de los segmentos, el del género visible y el del inteligible, siguiendo la misma proporción. Entonces tendrás, clasificados según la mayor claridad u obscuridad de cada uno: en el mundo visible, un primer segmento, el de las imágenes. Llamo imágenes, ante todo, a las sombras, y en segundo lugar, a las figuras que se forman en el agua y en todo lo que es compacto, pulido y brillante, y a otras cosas semejantes, si es que me entiendes… En segundo lugar, pon aquello de lo cual esto es imagen: los animales que nos rodean, todas las plantas y el género entero de las cosas fabricadas… Considera ahora de qué modo hay que dividir el segmento de lo inteligible. (Hay que dividirlo) de modo que el alma se vea obligada a buscar la una de las partes sirviéndose, como de imágenes, de aquellas cosas que antes eran imitadas, partiendo de hipótesis y encaminándose así, no hacia el principio, sino hacia la conclusión, y la segunda, partiendo también de una hipótesis, pero para llegar a un principio no hipotético y llevando a cabo su investigación con la sola ayuda de las ideas tomadas en sí mismas y sin valerse de las imágenes a que en la búsqueda de aquello recurría.>> (

(4)<<Haciendo coincidir el punto medio del alma [el alma en general] y el punto medio del cuerpo [el cuerpo en general], los armonizó [el demiurgo]. Así, el alma, extendida en todas direcciones, desde el punto medio hasta los extremos del cielo, rodeándolo de círculos por la parte exterior y girando circularmente en ella misma sobre sí misma, comenzó con un origen divino su vida inextinguible y razonable por toda la duración de los tiempos. De esta manera nacieron, por una parte, el cuerpo visible del cielo, y, por otra, invisible, pero partícipe de del cálculo y la armonía, el alma, la más bella de las realidades engendradas por el mejor de los seres inteligibles y que existen eternamente.>> (

República)Sócrates:] (…) Imagina una especie de cavernosa vivienda subterránea provista de una larga entrada, abierta a la luz, que se extiende a lo ancho de la caverna, y unos hombres que están en ellas desde niños, atados por las piernas y el cuello, de modo que tengan que estarse quietos y mirar únicamente hacia adelante, pues las ligaduras les impiden volver la cabeza. Detrás de ellos, la luz de un fuego que arde algo lejos y en plano superior, y entre el fuego y los encadenados, un camino situado en alto, a lo largo del cual suponte que ha sido construido un tabiquillo parecido a las mamparas que se alzan entre los titiriteros y el público, por encima de los cuales exhiben aquéllos sus maravillas.República)República)Timeo).pólis, a reflexionar sobre lo que debería ser una pólis perfecta a través del papel relevante de la educación. Tras la muerte de Sócrates, Platón viajó a Egipto, Cirene, al sur de la península que hoy día es Italia y a Sicilia, a Siracusa, donde conoció a Dión, quien se convirtió en discípulo suyo y pretendió convencer a su cuñado Dionisio el Viejo, rey de Siracusa, de las bondades de los preceptos platónicos. Pero esto no resultó factible y Platón hubo de volver a Atenas, donde fundó la Academia, cerca del santuario del héroe Academos. Muchos años más tarde, Dión volvió a reclamarle para intentar poner en práctica de nuevo los ideales platónicos en la figura de su sobrino Dionisio el Joven. Este segundo intento acabó peor que el primero: Dión fue desterrado, Platón retenido en la isla. Volverá una tercera vez a Siracusa, presionado por su amigo Dión y por el propio Dionisio, aunque es otra vez hecho prisionero. Dión acabó poniendo fin al gobierno de Dionisio por la fuerza, y murió después asesinado como resultado de una conjura. Platón, tras estas aventuras que le hicieron confirmar sus pesimistas puntos de vista sobre la política, terminó sus días en Atenas, dedicado a la Academia, hacia el año 347 a. C.Apología de Sócrates, Laques, Cármides, Eutifrón, Lisis, Ión, Critón, Protágoras.Gorgias, Menón, Eutidemo, Hipias menor, Hipias mayor, Crátilo, Menexeno.Banquete, Fedón, República y Fedro.

-Los diálogos críticos, en los que Platón hace una revisión de sus planteamientos anteriores. Estos diálogos son:

El orden cronológico de los escritos platónicos ha constituido un debate continuo entre los expertos. La importancia de su determinación estriba en el hecho de que las

obra de Platón no son tratados sistemáticos, sino puntos de llegada provisionales, etapas en el desarrollo de las cuestiones que preocuparon a Platón.

Por otro lado, también es interesante señalar la forma dialogada de los escritos de Platón., que no es tampoco azarosa. Para nuestro filósofo, el diálogo es el medio óptimo para mostrar la esencia de la investigación filosófica: reproduce la lentitud y la fatiga del proceder del pensamiento, así como su carácter social. Pero, al mismo tiempo, es un homenaje al maestro Sócrates, el principal interlocutor de los diálogos platónicos, y que no dejó nada escrito, porque para él la filosofía estaba en el incesante preguntar y responder que supone el examen de uno mismo y el de los pensamientos de los demás. De este modo, podemos considerar que la reflexión de Platón es una interpretación de la personalidad filosófica de Sócrates.

Parménides, Teeteto, Sofista, Político, Filebo, Timeo, Critias, Leyes.

LA CARTA VII

<< (…) De esta suerte yo, que al principio estaba lleno de entusiasmo por dedicarme a la política, al volver mi atención a la vida pública y verla arrastrada en todas direcciones por toda clase de corrientes, terminé por verme atacado de vértigo, y si bien prescindí de reflexionar sobre la manera de poder introducir una mejora en ella, sí dejé, sin embargo, de esperar sucesivas oportunidades de intervenir activamente.

Y terminé por adquirir el convencimiento con respecto a todos los Estados actuales de que están, sin excepción, mal gobernados; en efecto, lo referente a su legislación no tiene remedio sin una extraordinaria reforma, acompañada además de suerte para implantarla.

Y me vi obligado a reconocer, en alabanza de la verdadera filosofía, que de ella depende el obtener una visión perfecta y total de lo que es justo, tanto en el terreno político como en el privado, y que no cesará en sus males el género humano hasta que los que son recta y verdaderamente filósofos ocupen los cargos públicos, o bien los que ejercen el poder en los Estados lleguen, por especial favor divino, a ser filósofos en el auténtico sentido de la palabra.>>

.

PLATÓN. CUESTIONES FUNDAMENTALES

A continuación, se desarrollan algunos puntos importantes de todos los que trató Platón en sus diálogos. Este desarrollo es sobre todo una reconstrucción a partir de sus textos, pues estas problemáticas que se presentan no fueron explicadas de manera sistemática, sino que aparecen tratados aquí y allá en los textos platónicos.

A)

Para Platón, el alma es inmortal (lo que quiere decir que no ha surgido en algún momento y que no perecerá). El alma está en el cuerpo de modo accidental y transitorio. El alma se divide a su vez en otras tres almas, o, lo que es lo mismo, tiene tres “funciones” o

B)

Según Platón, la realidad, lo que surge ante nosotros, lo que percibimos a través de los sentidos, es una “copia” de otra realidad diferente, las ideas, que son las esencias (

Las ideas constituyen el conocimiento superior y verdadero. Para Platón, igual que hay dos niveles del ser, también hay dos niveles de conocimiento, que se corresponden con esos dos niveles de ser: la

Además, el conocimiento de las esencias o ideas de las cosas se produce a través de la dialéctica, que constituye una especie de estrategia para desmontar concepciones contradictorias con el fin de hacer que la verdad emerja en el propio proceso del diálogo. La dialéctica es ese proceder que nos lleva hasta la idea en sí, hasta la cosa misma, la esencia que no se

No obstante, las ideas o esencias no son lo mismo que las cosas que vemos. ¿Cómo sabemos que uno y otro nivel del ser tienen relación? Para Platón, ésta fue una de las consecuencias indeseadas de su teoría, lo que le llevó a plantear soluciones según las cuales las cosas son una “copia” de las ideas, o bien, las cosas “participan” de las ideas. Ambas soluciones fueron criticadas y revisadas por el propio Platón en sus diálogos.

C)

Para Platón, las almas pertenecen a la esfera de las ideas, y las conocen antes de “caer” en los cuerpos. Así, las almas, una vez en el cuerpo, olvidan todo sus conocimientos, y el proceso de la educación no es más que un recordar lo que ya se sabía. En este sentido, la mayéutica de Sócrates, para Platón, es un camino de redescubrimiento de lo ya sabido, un medio de “parir” lo que el alma ya tiene “dentro” de sí misma. [Mito de Er de la

D)

Obviando los múltiples matices que contiene este concepto para los helenos, el

E)

Para Platón, el alma alcanza la armonía de sus “funciones” cuando es la “parte” racional la que guía a las otras. Del mismo modo, la armonía en la

Según nuestro filósofo, en cada hombre y mujer domina una parte del alma que se corresponde con una virtud determinada. Aquellos en los que la que guía es el alma concupiscente, la virtud que debe predominar es la

El equilibrio entre la

Para Platón, el gobierno perfecto es el del filósofo-rey, es decir, la monarquía, pues sólo el filósofo conoce las ideas, entre ellas, las ideas de Bien y Justicia, las ideas que fundamentan todas las demás. De acuerdo al planteamiento platónico, la oligarquía sería el siguiente gobierno en el orden de perfección, y en último lugar vendría la democracia, el más imperfecto de todos, pues de la democracia puede surgir la tiranía,

que es la antítesis de la monarquía y su degeneración. Asimismo, Platón contempla la timocracia como la forma de gobierno también imperfecta de la oligarquía.

En definitiva, con esta caracterización de la

F)

En el

.Concepción del alma o psyché. (Influencia de los pitagóricos)dínamei: la racional, la irascible y la concupiscible. La tarea del alma es purificarse; para ello, es necesario que el alma racional domine a las otras, y eso se consigue a través del conocimiento y el dominio del cuerpo [Mito del carro alado en el Fedro]. Las almas, en ese proceso de purificación, también atraviesan una serie de reencarnaciones hasta alcanzar el máximo de pureza.La llamada teoría de las ideas. (Influencia de Parménides y Heráclito)ousiai) de las cosas. En este aspecto, Platón distingue dos niveles de realidad, dos niveles de ser: el ser aparente (que es lo que vemos, tocamos, sentimos), que se rige por la ley del cambio, y el ser esencial, el de las ideas, que son inmutables y ajenas al cambio. Así, las ideas son aquello que sólo conoce el alma a través de su función racional o intelectual, y son algo así como “conceptos generales” que reúnen las características específicas para que algo sea lo que es [Mito de la caverna en la República].dóxa y la epistéme. A su vez, estos dos niveles se subdividen en cuatro: por un lado, la eikasía (imaginación) y la pístis (creencia), que son dos formas de la dóxa; por otro lado, la diánoia (pensamiento) y la noésis (inteligencia), dos formas de la epistéme [Símil de la línea en la República]. Las ideas son el objeto de conocimiento del nivel superior, la noésis. Sólo el filósofo, tras un arduo proceso de educación o paidéia (que incluye estudios como la gimnasia, la astronomía, la música y las matemáticas) puede alcanzar este conocimiento verdadero de las esencias de las cosas.ve con los sentidos pero sí con el intelecto. Éste es el movimiento ascendente de la dialéctica (hacia la cosa en sí); pero la dialéctica tiene otro movimiento de descenso, de las ideas o esencias hasta las cosas “aparentes”. Este recorrido es el que permite el conocimiento completo de lo que es.La llamada teoría de la reminiscencia.República]El eros.eros es la fuerza que empuja al conocimiento, al acercamiento a la idea y al abandono de lo que es mera apariencia. [Mito del nacimiento del amor en el Banquete]El alma y la pólis.pólis se consigue cuando existe un equilibrio entre los diferentes grupos de ciudadanos de la pólis.sophrosine o templanza (que también debe ser propia del resto de clases de ciudadanos). En los que la que guía es el alma irascible, debe predominar la andreia o valentía. Por último, en los que la que guía es el alma racional, predomina la virtud de la sophia o sabiduría. Los primeros son los productores o demiurgoi; los segundos, los guardianes o philakes; los terceros, los filósofos gobernantes o archontes.pólis se consigue si cada clase de ciudadanos se ocupa de aquello para lo que tiene virtud. Según Platón, todos los ciudadanos de una pólis deberían someterse a un proceso educativo que atravesase diferentes etapas. En este proceso cada hombre y mujer mostraría sus virtudes y capacidades; y dependiendo de ello pasaría a formar parte de un grupo u otro, y continuaría el proceso educativo o no. Los que llegan al conocimiento dialéctico son los únicos que pueden llamarse filósofos, y sólo de este grupo puede surgir el gobernante de la pólis. La clase de los filósofos conforma una comunidad donde no hay propiedad de bienes, no existen los matrimonios, y los hijos son responsabilidad de todos.pólis ideal, Platón intenta desarrollar una propuesta que se oponga a la pólis relativista propuesta por los sofistas convertidos en demagogos, o, lo que es lo mismo, en dominadores de la masa y no en promotores de la justicia y del bien.El Demiurgo.Timeo, diálogo de madurez, Platón retoma el tema que fue desarrollado por los filósofos anteriores a él: la reflexión sobre la physis. Según el planteamiento del Timeo, el mundo o cosmos es un producto del Demiurgo, un principio divino externo al cosmos y que lo produce de acuerdo al modelo de las ideas, que se encuentran en su interior. El cosmos es una especie de animal vivo, un organismo con sus propias leyes de cambio y transformación, cuyas características fundamentales son la proporción y la armonía. Ese orden armonioso que lo caracteriza es lo que le hace hermoso y bello, y, por el mismo motivo, perfecto y esférico. Esta armonía propia del cosmos, además, es la que debe imitar el alma de los hombres, y, por extensión, la pólis. Por otro lado, el Demiurgo es el generador de los dioses y de las almas, y los dioses son los encargados de hacer surgir a los hombres, a partir de las almas generadas por el Demiurgo.

TEXTOS

(1)

<<(…) Cuando uno se vale de la dialéctica para intentar dirigirse, con ayuda de la razón y sin intervención de ningún sentido, hacia lo que es cada cosa en sí, y cuando no desiste hasta alcanzar, con el solo auxilio de la inteligencia, lo que es el bien en sí, entonces llega ya al término mismo de lo inteligible, del mismo modo que aquél llegó entonces al de lo visible. (…) El método dialéctico es el único que, echando abajo las hipótesis, se encamina hacia el principio mismo, para pisar allí terreno firme.>> (

(2)<<[

-Ya lo veo-dijo.

-Pues bien, ve ahora, a lo largo de esa paredilla, unos hombres que transportan toda clase de objetos, cuya altura sobrepasa la de la pared, y estatuas de hombre o animales hechas de piedra y de madera y de toda clase de materias. Entre estos portadores habrá, como es natural, quienes vayan hablando y otros que estén callados.

-¡Qué extraña escena describes –dijo- y qué extraños prisioneros!

-Iguales que nosotros, porque en primer lugar ¿crees que los que están así han visto otra cosa de sí mismos o de sus compañeros sino las sombras proyectadas por el fuego sobre la pared de la caverna que está frente a ellos?

-¿Cómo, dijo, si durante toda su vida han sido obligados a mantener inmóviles las cabezas?

-¿Y de los objetos transportados? ¿No habrán visto lo mismo?

-¿Qué otra cosa van a ver?

-Y si pudiesen hablar los unos con los otros ¿no piensas que creerían estar refiriéndose a aquellas sombras que veían pasar ante ellos?

-Forzosamente.

-Y si la prisión tuviese un eco que viniese de la parte de enfrente ¿piensas que cada vez que hablara alguno de los que pasaban, creerían ello que lo que hablaba era otra cosa sino la sombra que veían pasar?

-No, por Zeus, dijo.

-Entonces no hay duda, dije yo, de que los tales no tendrán por real ninguna otra cosa más que la sombra de los objetos fabricados.>>

(Mito de la Caverna,

(3)<<Toma, pues, una línea que esté cortada en dos segmentos desiguales y vuelve a cortar cada uno de los segmentos, el del género visible y el del inteligible, siguiendo la misma proporción. Entonces tendrás, clasificados según la mayor claridad u obscuridad de cada uno: en el mundo visible, un primer segmento, el de las imágenes. Llamo imágenes, ante todo, a las sombras, y en segundo lugar, a las figuras que se forman en el agua y en todo lo que es compacto, pulido y brillante, y a otras cosas semejantes, si es que me entiendes… En segundo lugar, pon aquello de lo cual esto es imagen: los animales que nos rodean, todas las plantas y el género entero de las cosas fabricadas… Considera ahora de qué modo hay que dividir el segmento de lo inteligible. (Hay que dividirlo) de modo que el alma se vea obligada a buscar la una de las partes sirviéndose, como de imágenes, de aquellas cosas que antes eran imitadas, partiendo de hipótesis y encaminándose así, no hacia el principio, sino hacia la conclusión, y la segunda, partiendo también de una hipótesis, pero para llegar a un principio no hipotético y llevando a cabo su investigación con la sola ayuda de las ideas tomadas en sí mismas y sin valerse de las imágenes a que en la búsqueda de aquello recurría.>> (

(4)<<Haciendo coincidir el punto medio del alma [el alma en general] y el punto medio del cuerpo [el cuerpo en general], los armonizó [el demiurgo]. Así, el alma, extendida en todas direcciones, desde el punto medio hasta los extremos del cielo, rodeándolo de círculos por la parte exterior y girando circularmente en ella misma sobre sí misma, comenzó con un origen divino su vida inextinguible y razonable por toda la duración de los tiempos. De esta manera nacieron, por una parte, el cuerpo visible del cielo, y, por otra, invisible, pero partícipe de del cálculo y la armonía, el alma, la más bella de las realidades engendradas por el mejor de los seres inteligibles y que existen eternamente.>> (

República)Sócrates:] (…) Imagina una especie de cavernosa vivienda subterránea provista de una larga entrada, abierta a la luz, que se extiende a lo ancho de la caverna, y unos hombres que están en ellas desde niños, atados por las piernas y el cuello, de modo que tengan que estarse quietos y mirar únicamente hacia adelante, pues las ligaduras les impiden volver la cabeza. Detrás de ellos, la luz de un fuego que arde algo lejos y en plano superior, y entre el fuego y los encadenados, un camino situado en alto, a lo largo del cual suponte que ha sido construido un tabiquillo parecido a las mamparas que se alzan entre los titiriteros y el público, por encima de los cuales exhiben aquéllos sus maravillas.República)República)Timeo)

Published in: on October 10, 2009 at 6:02 pm  Leave a Comment  

The URI to TrackBack this entry is: https://filosofiaha.wordpress.com/2009/10/10/teoria-de-las-ideas-con-textos-de-platon/trackback/

RSS feed for comments on this post.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s